En un acto que se llevó a cabo en el estadio John F. Kennedy, en el municipio hondureño de Ocotepeque, los presidentes Jimmy Morales, de Guatemala; Salvador Sánchez Cerén, de El Salvador; y Juan Orlando Hernández, de Honduras, instalaron oficialmente la fuerza de tarea trinacional.

El objetivo de este grupo de seguridad de alto nivel es vigilar y combatir las pandillas y el crimen organizado de manera integral y conjunta en las fronteras compartidas.

Presidencia

Foto:

"Nuestra región continúa expuesta a las amenazas y minan los esfuerzos de los gobiernos del triángulo norte. La fuerza de tarea trinacional es producto de la efectiva coordinación política, técnica y operativa para enfrentar problemas comunes", expuso Morales, durante su discurso.

Añadió que "Guatemala no escatimará esfuerzos para que esta instancia sea como la hemos previsto, un organismo trinacional efectivo".

"Nos une la firme decisión de trabajar sin descanso para que nuestros pueblos puedan progresar en un ambiente seguro y de sana convivencia. Esto refleja la voluntad y disposición de nuestros países de crear un frente común contra el crimen organizado.", agregó el gobernante salvadoreño.

Presidencia

Foto:

El gobernante de Honduras, Juan Orlando Hernández, afirmó que le "corresponde a la generación de buenos hondureños, de buenos guatemaltecos y de buenos salvadoreños hacerle frente a los problemas de seguridad".

 “Esta fuerza trinacional marcará un antes y un después en la vida de tres pueblos hermanos", agregó.

Este plan de seguridad regional también abarca medidas como operaciones de seguridad coordinadas, compartir información de inteligencia, realizar entregas de personas detenidas de la forma más "expedita posible".