Las cocinas del Hospital General San Juan de Dios serán custodiadas por elementos de seguridad privada a partir de este sábado con el objetivo de evitar el robo de alimentos, constató Emisoras Unidas.

El Ministro de Salud, Luis Enrique Monterroso, indicó en esta semana que parte del desabastecimiento de comida en el hospital se debía al robo hormiga que hacían algunos trabajadores del nosocomio.

Sin embargo, los cocineros afirmaron que la mayoría de los alimentos que están preparando fueron donados y no comprados por el Ministerio de Salud y que este sábado repartieron media porción a cada enfermo. 

El doctor Jorge Espinoza aseguró que el centro asistencial cuenta con alimentos para las distintas dietas de este fin de semana, los cuales fueron adquiridos como porte de una inversión de 40 mil quetzales de la Cartera salubrista.