Albertina Recancoj Chum, de 47 años, y su conviviente Marciano Rivera, fueron condenados el pasado 14 de noviembre a 40 años y ocho meses y 30 años, respectivamente, por haber maltratado hasta la muerte a un niño de 11 años.

Ahora, el Tribunal Décimo Penal ordenó que la pareja deberá pagar una indemnización de Q50 mil a un adolescente que sobrevivió a sus torturas y vive con una tía.

Si el monto no es cancelado se impondrá una multa en años de prisión.

La pareja fue acusada de haber maltratado hasta la muerte a Bryan José Pérez Recancoj, de 11, hijo de Albertina.

Durante el debate, varios testigos narraron los tratos crueles a los que eran sometidos los menores.

Se reporta que tres menores de edad quedaron a disposición de la Procuraduría General de la Nación, entidad que logró detener el sepelio para que se realizara una necropsia que confirmara el maltrato, ya que la pareja había logrado conseguir una acta de defunción que detallaba que la muerte había sido por causas naturales.