Edgar Leonel Fernández Regalado, quien era asistente del legislador del bloque TODOS, Christian Boussinot, declaró en el Juzgado Décimo Penal que "denunció" los actos de corrupción en 2014 por plazas fantasma.

Un testigo, que había declarado en anticipo de prueba, detalla que "el Colocho"(Fernández) por orden del diputado debía marcar cada día en el Congreso y luego trasladarse a la oficina de Boussinot en la zona 5.

El legislador enfrenta una solicitud de antejuicio.

La Fiscalía reprodujo un audio en donde Boussinot le dice que debe entregarle "las fichas".

Fernández tenía como salario Q10 mil y Boussinot le exigía Q8 mil. "Solo un mes me pidió Q6865", declaró.