Luego de acuerdos entre diputados se logró iniciar con la aprobación final de la Ley de tarjetas de crédito, la cual regulará el cobro de intereses en esos documentos. Estas son algunas de las medidas que buscan evitar el abuso por parte de las empresas emisoras del plástico.

1. Se establece un margen para el cobro de la tasa de interés anual, la cual no debe exceder el doble de la tasa de interés activa promedio ponderada que fija el Banco de Guatemala. En la actualidad ese tasa activa promedio es entre 13%.

2. Se obliga a las entidades bancarias a realizar un estudio socioeconómico del interesado.

3. Otorgar el contrato a los tarjetahabientes, donde se explique los montos, cargos adicionales y comisiones que se cobrarán.

4. En uno de los artículos se menciona que la deuda no podrá sobrepasar el 150% sobre el límite del crédito, y en caso de que el cliente no pueda pagar las cuotas, se deberá reestructurar la deuda con pagos no mayores del 20% de sus ingresos mensuales.

5. También los emisores deberán de estar conectados para corroborar que los clientes no están morosos en tarjetas de crédito.

De acuerdo con el diputado de la bancada Todos, Ronald Arango, en la próxima sesión se solicitará que se prohíba la contratación de empresas terceras para el cobro para evitar el hostigamiento, como también que no se cobren a personas conocidas si no solo la dueño de la tarjeta.