Durante la presentación del octavo informe de labores de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), el titular de esa entidad, Iván Velásquez, indicó que en 2011 hubo una disminución en impunidad por la implementación de instrumentos científicos que permitió un 11% de efectividad.

Con el actual alcance y presupuesto del Ministerio Público, el país se tardaría 15 años en resolver el total de hocimidios que ocurrieron de 2008 a 2015 (102,000), es decir en 2031. 

Velásquez insistió en la necesidad de fortalecer el sector de justica de diferentes maneras, como las reformas a varias leyes, como también mayor inversión ya que con el presupuesto actual no se puede combatir la impunidad.

El comisionado enfatizó que el fortalecimiento del sector de justicia hará aumentar la presencia de esas instituciones a la población, ya que solo están presentes en el 10% de los municipios.

La fiscal general y jefa del Ministerio Público, Thelma Aldana, también remarcó que para reestructurar el Estado de Guatemala y disminuir la impunidad se requiere del apoyo de los organismos del Estado, y agradeció el trabajo del equipo de Velásquez como a los trabajadores de la Fiscalía Especial contra la Impunidad.