El Ministerio de Gobernación y la Policía Nacional Civil (PNC) graduaron hoy a 645 agentes en siete especialidades para combatir la inseguridad. Minutos antes las autoridades de Gobernación devolvieron al Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) la Escopetarra, como símbolo de paz.

De acuerdo con el viceministro, Elmer Sosa, los nuevos policías fueron capacitados para la prestar servicio en seguridad al turista, protección de personas, investigación criminal, resguardo en puestos fronterizos y a la naturaleza.

Además, entre los agentes graduados hay de reacción inmediata, conocido como los lobos y para el Comando de Operaciones Antidrogas.

Sosa agregó que los agentes podrán combatir la inseguridad y fortalecer la seguridad ciudadana y protección de las fronteras; sin embargo, reconoció que se debe reforzar las acciones para disminuir el robo de vehículos.

La coordinadora residente del Sistema de Naciones Unidas, Valerie Julliand, entregó al viceministro, Edgar Ramírez, el pin de la Escopetarra como símbolo de paz y alto a la violencia.