En el Día Mundial del Agua, el Consejo Nacional de Áreas Protegidas (Conap) hizo  un llamado a procurar la conservación del agua, recurso vital para la biodiversidad.

El país posee 252 humedales, entre lagos, ríos, pantanos, entre otros cuerpos de agua, algunos de ellos han sido categorizados de importancia para la humanidad.

Los más importantes y de relevancia mundial son: el Parque Nacional Laguna del Tigre, Parque Nacional Yaxhá-Nakum-Naranjo, en Petén; Parque Nacional Río Dulce; Refugio de Vida Silvestre Bocas del Polochic; Refugio de Vida Silvestre Punta de Manabique y el Área de Usos Múltiples Río Sarstún, en Izabal; Parque Nacional Laguna Lachuá, en Alta Verapaz; y Manchón Guamuchal, en Retalhuleu.

Según Benedicto Lucas, secretario ejecutivo de Conap, solo tres de las 328 áreas protegidas del país son protectoras de manantiales.

Una de ellas, la Cordillera Alux, provee alrededor 21 millones de metros cúbicos de agua para abastecer a más de 300 mil personas.

Por otro lado, el 13% de los espejos de agua dulce del país están resguardados por la Reserva de la Biósfera Maya, mientras que la Reserva de Biósfera Sierra de las Minas produce agua para medio milón de guatemaltecos.

La entidad gubernamental señala que la conservación del agua en el país y el resguardo de los humedales es parte de lo que ha valido ser una #GuatemalaDiversa.