La aspiración del expresidente Alfonso Portillo de volver a ser diputado está cuesta arriba. El Registro de Ciudadanos (RC) del Tribunal Supremo Electoral (TSE) rechazó su inscripción como aspirante del partido Todos, por falta de idoneidad y honorabilidad.

Leopoldo Guerra, director del RC, explicó que Portillo carece de esas condiciones, que se consignan en el artículo 113 de la Constitución de la República.   

“Fue condenado a una pena de 70 meses de prisión, la cumplió y salió libre. Incluso fue confeso de un crimen. Definitivamente daña su reputación, su conducta de vida y en los aspectos de honorabilidad. El lavado de dinero no lo comete alguien que es honesto y honorable”, aseguró.  

Además de Portillo, quien encabeza el listado nacional de diputados de esa agrupación, otros 15 aspirantes (entre ellos Jean Paul Briere) fueron rechazados por no haber presentado todos los requisitos.

Roberto Alejos, fundador del partido, criticó la resolución de la institución electoral. “Resulta que Portillo es el único de la clase política que no llena los requisitos. Que me digan qué fórmula usaron”, aseguró.