El caso


El exjefe de Estado enfrenta el segundo proceso penal por genocidio.


• Sentencia. El 10 de mayo de 2013 Ríos Montt fue condenado a 80 años de prisión por genocido y delitos de falta de deberes a la humanidad por la muerte de mil 771 indígeneas ixiles.


• Anulado. La presidenta del Tribunal Yasmin Barrios ordenó enviarlo a prisión al cuartel Matamoros donde estuvo diez días luego que la Corte de Costitucionalidad, dividida, anuló el fallo y ordenó repetir el juicio por “errores procesales”.


• Atraso. El 5 de enero se intentó reanudar el juicio pero fue recusada la jueza Jeanneth Vladez.

Dato


17
meses entre marzo de 1982 y agosto de 1983 gobernó José Efraín Ríos Montt luego de un golpe de estado. Fue derrocado por su ministro de la Defensa, Oscar Mejía Víctores.

El Tribunal, que preside María Castellanos, ordenó que José Efraín Ríos Montt ingrese al Hospital Nacional de Salud Mental Federico Mora desde el sábado 25 de julio hasta el 3 de agosto.

La decisión se tomó para proteger y resguardar la vida”, mencionó la juzgadora y recordó que el argumento fue en base a una solicitud hecha por la fiscalía, el cual pidió que Ríos Montt sea internado tras establecer que su médico general le ha recetado fármacos para asuntos psiquiátricos.

Basó también su decisión en un informe de psiquiatría que presentó la defensa del exgeneral, en el cual el Instituto Nacional de Ciencias Forenses establece que padece de demencia senil.

“Se deberá realizar evaluaciones mentales necesarias para saber qué trastorno padece el evaluado”. María Castellano, jueza presidenta del Tribunal de Mayor Riesgo B

Ríos Montt no acudió a la aduencia en la Torre de Tribunales y pudo observarla desde su casa por medio de una videoconferencia. Un juez de paz llegó a su residencia en la zona 15 con un equipo para que los jueces pudieran observarlo.

El embajador de Estados Unidos en Guatemala, Todd Robinson, asistió a la audiencia que estaba abarrotada y mencionó que había mucha expectativa e interés en su país por este caso. “Es importante para Guatemala y la visita es como apoyo al Organismo Judicial”, explicó.

Para contrarrestar la decisión los jueces, Jaime Hernández y Luis Rosales, defensores del militar retirado, recusaron al Tribunal con el argumento de que se resolvió a favor de las víctimas, algo que fue negado.