La funcionaria estadounidense, Kristen Smith, informó que el Gobierno de Estados Unidos estará recibiendo las solicitudes para que los migrantes que ingresaron antes de enero de 2010 a ese país puedan beneficiarse de la acción ejecutiva del presidente Barack Obama.

Además, Smith resaltó que las mujeres que fueron deportadas y que hayan vivido cinco años en el país norteamericano podrán optar a la medida si comprueban su permanencia durante ese lapso y logran demostrar que no salieron del país norteamericano por haber cometido hechos delictivos.

Algunos de los requerimientos que serán solicitados para poder ser favorecido son: comprobantes de pago de alquiler, cheques de salarios, facturas, documentos de colegios y de cancelación de impuestos.