Aislado


Alexander Toro, director de Presidios mencionó que “Eco” está solo.


• Seguridad. Antes de ser trasladado a la cárcel Pavoncito, en Fraijanes, los guardias le protegieron con un chaleco y un casco blindado.


• Caravana. Cuatro vehículos con más de 25 guardias siguieron el automóvil blindado donde fue llevado González. Además, hay protección del Ejército, confirmó Toro.

En el segundo día de audiencia para saber si 24 implicados en la red de defraudación en las aduanas enfrentarán juicio, Salvador González, alias “Eco”, contestó las preguntas de la fiscalía y los defensores frente al juez de Mayor Riesgo B, Miguel Gálvez.

Yo recibía el dinero que a veces se entregaba semanal o cada 15 días”, mencionó González.

“Yo estaba con el presidente Otto Pérez el día que habló con Carlos Muñoz para que cambiara al de Recursos Humanos por Sebastian Herrera”

Cuando fue cuestionado por el nombre del contacto en su celular para la ex vicepresidenta Roxana Baldetti contestó con una sonrisa: “Pareciera casualidad, pero en mis teléfonos guardé el número como ‘My Line’ o ‘2’ señor juez”.

González confirmó las “constantes” reuniones con Otto Pérez (renunció al cargo de presidente el 3 de septiembre y está en prisión por ser uno de los cabecillas del grupo). “En varias estuvo presente la esposa de Otto Pérez, Rosa María Leal de Pérez, la hija del expresidente Lissette Pérez Leal, y la nuera de estos Luisa Issacs”.

“Yo era el receptor del dinero en efectivo de la ‘R2’ (las colas, colochos o sobornos)”

También recalcó queel 50 por ciento de los sobornos del grupo crimina desbaratado por la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) iban para el expresidente Pérez y para Baldetti”.

Yo era el enlace entre la SAT y Pérez Molina para llevar el control de ‘La Línea’ desde julio de 2013”, confesó González.

“Durante varias reuniones estuvo presente la esposa de Pérez Molina, Rosa María Leal de Pérez, la hija del exmandatario Lissette Pérez Leal, y la nuera de estos Luisa Issacs”

El empresario y amigo de “Eco”, Julio González, declaró ser inocente de su participación ya que “pagaba” los montos de una tabla de sobornos a la estructura para “agilizar el trámite”.

Carlos Muñoz, quien dirigió la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) negó su implicación con el grupo detenido el 16 de abril.

“Claudia Méndez (exintendente de aduanas) llegó a cenar a mi casa para estar de acuerdo con lo que estábamos haciendo”

Jamás me reuní ni llamé ni coordiné nada”, mencionó Muñoz. Hoy sigue su declaración.