Perfil

Profesión. Licenciado en Ciencias Jurídicas y Sociales por la Universidad de San Carlos de Guatemala.

Experiencia. Fue gerente del sector de servicios y de internacionalización de pequeñas y medianas empresas en la Asociación Guatemalteca de Exportadores.

Participación. Fue jefe negociador del Acuerdo de Asociación con la Unión Europea e impulsor de los TLC´s con Colombia, Chile, Panamá, y de la homologación del Tratado entre Centroamérica y México. 

Rubén Morales, ministro de economía. Entre las prioridades del titular de esa cartera, está aprovechar al máximo los acuerdos comerciales con los 40 países para mejorar el desarrollo económico por medio de las exportaciones.

Con el respaldo del sector privado, Morales Monroy volverá a dirigir el ministerio de Economía, ya que durante el gobierno de Álvaro Colom primero fue viceministro de Comercio Exterior para luego ocupar el despacho ministerial.

¿Cuáles serán las cinco prioridades en el primer año de su gestión?
Conseguir la aprobación en el Congreso de la iniciativa de ley emergente de inversión y empleo; el proyecto de ley de Competencia, ya que hay un compromiso para este año. Además, fortalecer la institucionalidad nacional, no solo en el ministerio, si no en las entidades púbicas y privadas para trabajar en el desarrollo económico y preparar las bases para lo que he denominado la eficiencia económica del país.

¿Está de acuerdo entonces con la iniciativa de ley de conservación de empleo?
Esperamos que sea aprobada tal como fue consensuada entre las diferentes entidades del sector privado, la discusión en los últimos años en dicho sector se debió a las diferencias, la propuesta de ley tiene mucho potencial para que sea aprobada.

¿Puede ser sancionado el país por la Organización Mundial de Comercio por continuar con los privilegios fiscales que se promueven en esa iniciativa?
El anteproyecto de ley como se entregó va conforme a la normativa de la Organización Mundial del Comercio, por lo que no debería de haber ninguna controversia por la aplicación de la ley por parte de algún socio comercial, aunque los países están en libertad de hacerlo no existen principios para una sanción, porque va focalizada a ciertas actividades. Siempre he pensado en el beneficio del país promoviendo las exportaciones, las cuales generan empleo y divisas. Algunos sectores van requiriendo incentivos para desarrollarse y las industrias que se incluyeron en la iniciativa son los acordados por el sector privado.

El sector de BPO tenía como meta generar 65 mil empleos pero alcanzó dicha propuesta ¿Cuáles fueron los factores?
Son varias razones, por un lado la disponibilidad de recurso bilingüe, pues se requiere de personal que domine el inglés, y aunque el sector va creciendo de forma orgánica puede crecer más, ya que tiene la capacidad para incorporar cualquier cantidad de jóvenes que se van graduando. Otro factor es la falta de certeza hacia las empresas que se transmitió desde 2014, pues hubo compañías interesadas en invertir pero no se definía la ley de conservación de empleo. Por aparte, el sector de telecomunicaciones es fuerte en el país e importante para el sector de Business Process Outsourcing (BPO).

¿Ha recibido alguna orden del mandatario Morales para defender los salarios diferenciados?
Lo que hemos hablado con el presidente es evaluar cuáles son las condiciones que recibimos en este caso, es algo que estamos trabajando internamente para luego presentarle algunos escenarios, pero esperamos la resolución de la Corte de Constitucionalidad (CC), pues estamos evacuando la audiencia que le corrieron al ministerio de Economía. A la vez, estamos buscando la opinión de algunos sectores que han estado impulsando los salarios diferenciados, pero en esta administración estamos definiendo una estrategia propia y así responder los cuestionamientos de la CC.

¿Cómo beneficiará al país tener una ley de Competencia?
Trabajamos en una ley que sea propositiva, la cual de señales al país para una eficiencia económica, que brinde reglas claras y certeza jurídica a los sectores productivos nacionales y extranjeros, por lo que la ley debe contener ciertos parámetros para que cuando hayan sectores o empresas que ejerzan prácticas anticompetitivas se les pueda sancionar eventualmente, pero más que sea una ley sancionatoria queremos una ley que de un marco general, para tener eficiencia económica.

¿Existe plazo para que el país tenga aprobada esa ley?
Debe estar aprobada por el Congreso en noviembre, como ministerio se ha trabajado en varios proyectos de ley y las estamos revisando, pues se trabajó una política de Competencia.

¿Cuál será la agenda en comercio exterior?
Hay una agenda de negociaciones comerciales, uno de los temas que avanza es el Tratado de Libre Comercio (TLC) con Corea a nivel centroamericano, pues ya tiene su propia agenda de trabajo. No obstante, la prioridad para nosotros es el aprovechamiento de los acuerdos comerciales. A la fecha, Guatemala tiene 13 TLC vigentes con aproximadamente 40 países, nuestro comercio exterior está cubierto al 85%; sin embargo, el total de las exportaciones equivale a 0.08% de las importaciones de los socios comerciales, lo que significa que a pesar de los acuerdos hemos aprovechado poco esos instrumentos, a través de la institucionalidad y así generar mayores beneficios para las empresas, pero debido a las condiciones de país y la falta de presencia internacional no se han aprovechado esas herramientas.

¿Cuál será el plan para incrementar las exportaciones a China?
No hay obstáculos para comercializar con China, pero se estará definiendo instrumentos para aprovechar ese mercado, por medio de la creación de oficinas comerciales que promuevan los productos nacionales.

¿Cómo funcionará el ministerio de Economía con su experiencia?
Se dará seguimiento a la agenda que se viene trabajando, donde está el Programa Nacional de Competitividad y la Agencia de Promoción de Inversiones (Invest-in), con el equipo de viceministros con el que trabajaremos que tienen experiencia.