Williams de León, comandante de los Bomberos Voluntarios, estuvo en la conferencia de prensa en el Ministerio Público (MP) en donde se brindaron los detalles de un caso de corrupción que dejó detenido a su antecesor, César Augusto González Arroyo, quien dirigió la institución durante 17 años.

La institución es sólida y a la población le digo que no se ha suspendido el servicio a la población. Estas acciones que hoy se han hecho públicas definitivamente obligan a que actuemos apegados a la ley”, se refirió De León.

González Arroyo, de 61 años, quien sirvió a la institución durante más de 35 años que se ganó el apodo de “Chancleta” en un rescate, fue detenido por haber autorizado la compra de lubricantes de forma anómala por más de Q1 millón durante el año pasado.Son las personas las que responden no la institución. Vamos a ver de qué se trata la acusación”, mencionó González al ser llevado engrilletado a la Torre de Tribunales.

De León asumió la comandancia de más de cinco mil paramédicos y apagafuegos el 16 de agosto de 2016 y se refirió a que han realizado las verificaciones en el gasto.

La institución de socorro tiene 120 compañías y su presupuesto anual es de Q50 millones.