Lo que sigue

La Corte de Constitucionalidad aún debe resolver en definitva la acción que interpuso el presidente Otto Pérez.

• Proceso. “Mañana vence el periodo de prueba, luego se corren 48 horas para el tiempo de audiencia. Si no hay interés, procederemos a dictar sentencia”, aseguró Porras.
 

Por unanimidad los magistrados de la Corte de Constitucionalidad rechazaron en definitva la acción que la abogada presentó para frenar el proceso de antejuicio en contra del mandatario Otto Pérez.

La Corte de Constitucionalidad (CC) denegó en definitiva el amparo que presentó la abogada Karen Fischer, cuyo propósito era frenar el antejuicio en contra del mandatario Otto Pérez, señalado en los casos de corrupción en la SAT y en el IGSS.

“El fallo final es por unanimidad. La forma en la que el tribunal analizó esta decisión fue durante dos sesiones”, afirmó Gloria Porras, presidenta de la CC.

A pesar de que los argumentos para denegar el amparo fueron distintos para dos magistrados, llegamos a un acuerdo por unanimidad. Eso hay que resaltarlo”, explicó.

Con esto, el proceso de antejuicio en contra del gobernante sigue su curso y el Congreso tiene vía libre para decidir si le retira la inmunidad a Pérez, luego de la denuncia que interpuso en su contra el diputadpo de Winaq, Amílcar Pop.

Con la ausencia de Porras, los magistrados de la CC le dieron trámite de manera temporal el pasado 18 de junio a la acción que promovió Fischer. En su momento argumentó que la CSJ “no revisó minuciosamente” la acción de Pop.

El 1 de julio el máximo ente judicial del país revocó el amparo de la abogada con una votación de tres magistrados a favor y dos en contra. Lo único que quedada era la resolución en definitiva que dilucidó ayer por la tarde.

Ahora, la CC aún debe resolver en definitiva la acción que presentó el mandatario Otto Pérez con la misma finalidad.

El congresista de Winaq interpuso un recurso de antejuicio para retirarle la inmunidad al presidente por su presunta implicación en los casos de corrupción de contrabando aduanero y la negociación de Q227 millones de la farmacéutica Pisa con la junta directiva del Seguro Social.

La acción prosperó y la Corte Suprema de Justicia avaló el proceso, por primera vez en la historia del país.