La ex vicepresidenta Roxana Baldetti se abstuvo de declarar ante el Juzgado de Mayor Riesgo B, durante su primera audiencia, luego de haber sido detenida el viernes pasado señalada de su presunta vinculación en el caso de defraudación aduanera conocido como "La Línea".

Durante la audiencia el Ministerio Público (MP) le imputó los delitos de asociación ilícita, cohecho pasivo y casos especiales de defraudación aduanera.

Además, se reveló que la exfuncionaria recibía el 50% de la defraudación.

El MP comenzó con la reproducción de las escuchas telefónicas entre los miembros de esta estructura y que vinculan a la exmandataria.