De acuerdo con el Índice de Percepción de la Corrupción que elabora cada año Transparencia Internacional (TI), Guatemala registró avances al mejorar ocho puestos en relación con 2013, aunque se mantiene en el lugar 115 de 175 naciones. El año pasado el país ocupó el lugar 123.

Chile y Uruguay son las naciones más transparentes, señala el informe divulgado hoy y agrega que la corrupción se mantiene estancada en Latinoamérica, sin que se hayan registrado notorios avances ni retrocesos.

Ecuador tiene 33 puntos, República Dominicana y Guatemala 32, Honduras 29, Nicaragua 28 y Paraguay 24.

"La calificación promedio de 40 quiere decir que la corrupción es sistemática, está muy impregnada en el estado", manifestó Alejandro Salas, director regional para las Américas de Transparencia Internacional, al comparar la situación actual de la corrupción en Latinoamérica con respecto a la de 2013 y 2012.

"El que no haya grandes cambios no es una buena noticia", agregó. "Vi una especie de estancamiento... un año más de no ver mayores progresos, de no haber mejoras para la población".

En promedio, los países latinoamericanos se ubican cerca de la mitad de la lista que califica a los países según una escala que va del cero —equivalente a una percepción elevada de los niveles de corrupción— al 100, que representa la transparencia o ausencia de corrupción.

La lista de 175 países incluidos en el Indice de Percepción de la Corrupción 2014 está encabezada por Dinamarca y Nueva Zelanda, con 92 y 91 puntos respectivamente, los países con sectores públicos menos corruptos.