Un atentado en el aeropuerto y el metro de Bruselas, Bélgica este martes causaron la muerte de 34 personas y otras más resultaron heridas, por lo que las autoridades reforzaron la seguridad.

Las explosiones en la capital del país europeo se registraron días después de la captura de Salah Abdeslam, de 26 años, principal sospechoso del atentado en París.

De acuerdo con los medios belgas en el aeropuerto fallecieron 15 personas, mientras otras más en la estación del metro.

Con información de Agencias