Luego de la homilía dominical, el arzobispo metropolitano, Óscar Julio Vian, resaltó dos temas para tener un mejor país, el primero fue no continuar con la explotación de los campesinos e indígenas y decir la verdad en todo momento.

El Señor estará en contra de aquellos que explotan a los pobres y le suben el precio a todo, lo cual en Guatemala está muy metido, y no dejan que los pobres puedan desarrollarse. No podemos robarnos el dinero de los pobres, que quizá les ha costado tanto”, agregó el líder religioso.

El representante de la iglesia católica recordó que los campesinos han sido abandonados por todos, porque no reciben la educación, la salud ni los servicios básicos.

Además, indicó que todos deben fomentar a decir la verdad en todo momento, ya que en el país están acostumbrados a decir la verdad a medias, lo cual es necesario para que la justicia se cumpla.

Los abogados no deben ocultar tantas cosas, como lo hacen con los mafiosos. Hay que esforzarnos para purificar a los políticos que no quieren al país y que explotan a los más necesitados”, puntualizó Vian.