De enero a noviembre de este año se han registrado más de 740 asesinatos de menores de edad, según datos de Leonel Dubón, director del Refugio de la Niñez.

Las alarmantes cifras representan un verdadero desafío para las autoridades. Se trata de 644 asesinatos con arma de fuego, 55, arma blanca y 30 por estrangulamiento. "Es una cifra dolorosa", señaló Dubón.

Por otro lado, más de dos mil 100 menores fueron remitidos a juzgados correspondientes, por diversos delitos.