Los delegados de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH) realizan la verificación de la pureza del agua en la zona 15 capitalina ante las “constantes denuncias” por contaminación.

Vecinos han reportado que el agua está contaminada y han resultado afectados de problemas gastrointestinales.

Carlos Sandoval, portavoz edil, explica que “el agua no está contaminada. El sistema de limpieza es el mismo que se usa en otras zonas”.

Los representantes de la PDH hacen las verificaciones en la Empresa Municipal de Agua ( Empagua ).