Uno de los cinco sospechosos de perpetrar el atentado en la Universidad de Garissa en Kenia es hijo de un funcionario de ese país.

Según el diario español El País, el hombre fue identificado como Abdirahim Adbullahi. Él y otros cuatro hombres son responsables del atentado que terminó con la vida de 148 personas, la mayoría de ellos estudiantes.

De igual forma, se indicó que la seguridad en Kenia se ha intensificado este domingo, debido a las actividades religiosas que se llevan a cabo por el fin de la Semana Santa.

El atentado fue llevado a cabo por el grupo terrorista Al Shabab.

En la galería de arriba encontrarán imágenes de cómo se vivió la tragedia en Kenia.