"Será una reunión de planeación similar a las que se hicieron en otras oportunidades", indicó la fuente, en alusión a encuentros realizados desde el inicio de las conversaciones con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, comunistas), que se desarrollan desde hace dos años en La Habana para poner fin a un conflicto armado de cinco décadas.

A la cita de este lunes, que tendrá lugar "a puerta cerrada" en la caribeña ciudad de Cartagena, asistirán todos los plenipotenciarios del gobierno en la mesa de negociación en Cuba.

Encabezado por el jefe negociador Humberto de la Calle, el equipo está integrado por el Alto Comisionado para la Paz, Sergio Jaramillo; los generales (r) Jorge Mora y Óscar Naranjo; el excomisionado de paz Frank Pearl y la exdirectora de Derechos Humanos del Ministerio del Interior, María Paulina Riveros.

Las fuentes confirmaron que a esta primera reunión del año acudirá "al menos" un asesor del proceso de paz que ya ha colaborado con el avance de los diálogos: el ex guerrillero del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) de El Salvador, Joaquín Villalobos, quien ha fungido como asesor de seguridad en México.

Villalobos, alejado desde hace años del FMLN, está dedicado a la actividad académica en la Universidad de Oxford.

Según medios locales, también acudirán Jonathan Powell, exjefe de gabinete del primer ministro británico Tony Blair, vinculado al pacto de paz en Irlanda del Norte; y el excanciller israelí Shlomo Ben Ami, artífice de los acuerdos de Camp David entre Israel y los palestinos.

También se espera la presencia del profesor de la Universidad de Harvard William Ury, un "gurú" de las negociaciones, según reportes de prensa.

"El 2014 fue de esperanza. Los invito a que trabajemos para que el 2015 sea el año de la paz: en nuestros corazones, y en todo Colombia", indicó Santos el miércoles en su cuenta en Twitter.

Las conversaciones entre el gobierno y las FARC, las que más avances lograron tras tres intentos anteriores fallidos, ya alcanzaron acuerdos parciales en tres de los seis temas en agenda: reforma rural, participación política y solución al problema de las drogas ilícitas. 

Quedan aún por resolverse los asuntos más complejos, como la reparación de las víctimas y el abandono de las armas. Además, deberá elegirse un mecanismo de implementación, verificación y refrendación del acuerdo final.

Las discusiones, en receso navideño desde el 17 de diciembre, serán retomadas a mediados de este mes.

El conflicto armado colombiano, en el que han participado guerrillas, paramilitares, agentes del Estado y narcotraficantes, ha dejado 220.000 muertos y unos 5,3 millones de desplazados, según cifras oficiales.