Una serie de adhesivos con la leyenda "Exclusivamente para personas blancas" supuestamente difundidas por el Ayuntamiento de Austin, en Texas, han causado controversia durante los últimos días.

Los stickers fueron encontrados en negocios de la ciudad, mas no fueron puestos por lo dueños de los mismos. En las etiquetas también se lee "Cinco clientes de color como máximo" y, "El personal de color puede ingresar por la puerta de servicio".

Para darle un carácter oficial a sus materiales, los autores agregaron el escudo de la ciudad y la mención a un programa inexistente. "No fueron fabricados por los empleados ni puestos por los comerciantes y fueron retirados apenas se descubrió", señaló Steven Adler, alcalde de Austin, en un comunicado.