Cuando la policía llegó, solamente encontró los pies de la menor ya que su cabeza estaba dentro de la letrina en la que su madre la había abandonado. 

En una historia que podría considerarse milagrosa, la policía de Beijing, en China, rescató a una recién nacida que fue abandonada en la tubería de un baño público. 

La menor fue enviada a un hospital, donde su estado de salud se reporta como estable. 

De acuerdo con las autoridades, recibieron el reporte de una menor abandonada en el baño público del centro comercial Qianer Hutong, en el distrito de Zicheng, en Beijing. A su llegada, solamente pudieron ver los pies de la niña, por lo que inmediatamente actuaron y lograron rescatarla con vida. 

Aún no se ha identificado a los padres de la meno, pero, por los rastros de sangre en el lugar se piensa que la madre dio a luz en la letrina, informó el diario "Beijing Times".