El ataque de Estados Unidos a un hospital de la organización Médicos Sin Fronteras (MSF) en Afganistán podría se investigado como un crimen de guerra, destacó la Organización de las naciones Unidas.


El Alto Comisionado de la ONU, Zeid Ra'ad Al Hussein, sostuvo en un comunicado de la organización: "La gravedad del incidente se ve subrayada por el hecho de que, si se establece en un tribunal de justicia que fue deliberado, un ataque aéreo contra un hospital puede constituir un crimen de guerra".


El funcionario también destacó que "este evento es absolutamente trágico, inexcusable, y posiblemente criminal".

El pasado sábados e produjo un ataque a un hospital de Médicos Sin Fronteras en la ciudad de Kunduz, en Afganistán. 

El bombardeo dejó un saldo de 12 miembros de MSF muertos y 10 pacientes. Además se registraron otras 37 personas heridas.

En la galería de fotos les mostramos más detalles del bombardeo. Recuerden que para leer la información desde un smartphone o tablet, seleccionen “ampliar galería” y después “mostrar texto”.