Uno de los tuits, escrito en la cuenta del "United Press International", citó al papa Francisco diciendo: "Comenzó la Tercera Guerra Mundial". En otro mensaje enviado desde la cuenta del “New York Post”, los "hackers" informaron que el portaaviones USS George Washington había "emprendido combate activo" contra naves de guerra chinas en el Mar del Sur de China.

Los tuits fueron borrados y, luego, el New York Post escribió que su cuenta había sido pirateada brevemente. Varias organizaciones de medios han sufrido el "hackeo" de sus cuentas de Twitter en los últimos años, entre ellos la AFP, BBC y otros.

Para tranquilizar a los más escépticos, un funcionario del Pentágono aseguró que las supuestas hostilidades con China "no son ciertas".