El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, anunció cambios que benefician a más de cinco millones de inmigrantes, a la vez que criticó a la Cámara por no darle paso a sus medidas relacionadas a inmigración.

"Cuando asumí el cargo, me comprometí a la fijación de este sistema de inmigración roto. Y empecé por hacer lo que pudiera para asegurar nuestras fronteras", sostuvo el mandatario. "Durante un año y medio, los líderes republicanos de la Cámara han negado a permitir que ese simple voto", añadió.

"Hay acciones que tengo la autoridad legal para tomar como presidente ... que ayudarán a que nuestro sistema de inmigración más justo y justo", indicó el presidente estadounidense.

Asimismo, Obama mencionó las medidas relacionadas a la inmigración que han llevado a cabo en los pasados años.

Este indicó que "la amnistía es el sistema de inmigración que tenemos hoy en día, millones de personas que viven aquí sin tener que pagar sus impuestos o las reglas del juego". "A pesar de que somos una nación de inmigrantes, también somos una nación de leyes", sostuvo Obama, quien aseguró que deportará a los delincuentes, no a familias y niños.

También detalló que para que padres indocumentados de ciudadanos estadounidenses puedan permanecer en el país sin miedo a ser deportados deberán haber estado cinco años o más en Estados Unidos, pasar un registro de antecedentes y pagar impuestos.

El mandatario también detalló que reforzará la seguridad en las fronteras.

En la galería de arriba encontrarán más información sobre el mensaje se Obama. Recuerden que para leer la información desde un smartphone o tablet, seleccionen “ampliar galería” y después “mostrar texto”.