Shelby Clarke tiene solo 19 años y cree que ya no podrá tener sexo, ni mucho menos tener hijos. Todo se debe a las horribles heridas que sufrió en un viaje familiar en un parque recreativo en Blackpool, Inglaterra.

Ella tenía 14 años. Decidió irse a un espectáculo de fuentes, atracción que arroja chorros de agua de 61 metros hacia arriba. Pero una de estas la golpeó entre las piernas. Cuando vio que sangraba, la llevaron de inmediato al hospital, donde pasó tres días. La herida se cerró con 250 puntos.

De todos modos, el problema que tenía Shelby estaba lejos de solucionarse: cuando tuvo su primera relación sexual con su novio, sintió mucho dolor. También cuando tiene sus periodos.

Ella afirma que este puede perder la paciencia y engañarla.

El parque tuvo que compensarla donando dinero para su tratamiento, informó el tabloide Daily Mail.

En la galería: 5 razones por las que no hay que tener sexo en el agua. Para leer la información desde un smartphone o tablet, hagan click en "ampliar galería" y luego en "mostrar texto".