Katie Kropas, universitaria de 23 años, nunca pensó que sus dolores de espalda baja resultarían en un bebé. Una hora después, daba a luz a una niña.

Como muchas mujeres que no advierten síntomas propios del embarazo, Katie solo se quejaba de problemas de espalda. Fue al hospital y le informaron que estaba en trabajo de parto, luego de realizarle una ecografía. Ella afirma no haber tenido idea de estar embarazada. Creyó que solo estaba "pasada de peso", informó el tabloide Daily Mirror.

Katie nombró a su bebé Ellie y agradeció al hospital por la ayuda prestada.

En la galería: un estudio reciente sobre cómo los cosméticos afectan la salud de los bebés. Para leer la información, hagan click en "ampliar galería" y luego en "mostrar texto":