Dan Price, fundador de la empresa de pagos con tarjeta de crédito Gravity Payments, se encontró con un estudio que afirma que para que una persona sea feliz debe de ganar al menos unos 70 mil dólares al año.

La investigación sorprendió tanto al empresario que decidió anunciarle a sus 120 empleados que ese iba a ser su nuevo sueldo base.

Dan Price dijo al personal de la firma que él mismo disminuirá su salario un millón de dólares, así como utilizar un 80 por ciento de las ganancias que generó la compañía el año pasado para pagar el dinero extra.

Durante su anuncio Price dijo: "¿Alguien más se está volviéndose loco? Yo estoy vuelto un loco".

Y agregó: "La tasa de mercado para mí como CEO en comparación con una persona normal es ridícula y absurda".

Según el periódico estadounidense "The New York Times", 70 trabajadores de los 120 empleados de la firma recibirán un aumento salarial, mientras que 30 obtendrán el doble del ingreso que actualmente perciben.