Los combates y conflictos que se viven en Yemen han tenido un gran impacto en sus civiles. Según datos de la Organización de las Naciones Unidas, en las últimos semanas de julio la violencia ha ocasionado la muerte de al menos 202 personas. Elevando a mil 895 el total de fallecidos desde hace cuatro meses de combates.

El recuento realizado por el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, señaló que dentro de los 202 fallecidos 36 eran mujeres.

Las muertes se empezaron a contabilizar el 26 de marzo justo cuando dio inició la actual ofensiva y al menos cuatro mil 182 personas han resultado heridos.

Según el último recuento de Unicef, han muerto 365 niños y 484 sufrieron heridas.

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud, tiene otro conteo de víctimas que incluye a los combatientes y a los civiles que murieron hasta el 19 de julio. Dicho conteo establece que tres mil 984 personas fallecieron y 19 mil 347 resultaron heridas, registrando en total a 23 mil 331 personas.

Desde hace cuatro años el país asiático vive una crisis política, que aumentó junto el levantamiento organizado en septiembre por los rebeldes hutíes. Con ese movimiento el presidente Abdo Rabu Mansur Hadi tuvo que exiliarse en Arabia Saudita, informó el periódico español “ABC”.