Una pareja de migrantes, proveniente de Siria, metió a sus bebés gemelos en una maleta para poder viajar a Europa. 

Los desesperados padres llegaron a la isla de Lesbos, en Grecia, después de la intensa jornada que significó atravesar el Mar Egeo desde Turquía, después de escapar desde Siria. 

En las fotografías se aprecia como uno de ellos es envuelto en una especie de papel metálico, para mantenerlo caliente, mientras que otro fue guardado en la maleta de viaje. 

Hasta el momento, 300 mil de los más de 500 mil migrantes que han llegado a Europa este año entraron al "Viejo continente" a través de Grecia, país que atraviesa una severa crisis política y económica. De acuerdo a estimaciones de autoridades alemanas, se espera que para finales de 2015 hayan llegado un millón de personas. 

Los ministros de Interior de los países de la Unión Europea se reunirán este martes en Bruselas con el fin de acordar el sistema de cuotas con el que se repartirán 120 mil refugiados. Los cuales serán elegidos a través de un proceso de selección implementado por cada país. Alemania será el país recibirá más refugiados, seguido de Francia y España.