Un caso insólito de canibalismo se registró en China, en la ciudad de Shenzhen. Una mujer de 24 años de edad, llamada Li Zhenghua, trató de comerse a su bebé recién nacido. Las enfermeras evitaron que esta mujer matara a su hijo, cuanod la mujer ya tenía entre los dientes el brazo del infante.

El niño tenía días de nacido. La mujer fue descubierta en estado de embarazo y de parto en la calle y apenas nació su hijo, comenzó a morderlo. Tuvieron que usar un implemento para retirar al niño y administrarle un sedante a la mujer. Luego, se llevaron al niño a un lugar seguro.

El brazo del bebé fue gravemente dañado. Ahora las autoridades del hospital discuten a quien le darán la custodia del bebé, ya que la madre fue echada por su madrastra luego de que comenzase a comportarse de manera extraña. Al parecer, sobrevivió en las calles varias semanas.

En la galería: caníbales famosos. Para leer la información, hagan click en "ampliar galería" y luego en "mostrar texto".