La policía de Australia levantó cargos de intento de homicidio a una mujer que abandonó a su recién nacido, quien estuvo cinco días dentro de una alcantarilla.

El bebé, de una semana de edad, se encontraba el lunes en estado grave pero estable en el Hospital Infantil Westmead de Sydney, un día después de que un grupo de ciclistas lo encontrara en una alcantarilla de 2,5 metros (8 pies) de profundidad a un lado de la carretera M7 en Quakers Hill, dijo la policía en un comunicado.

La madre, de 30 años, procedente de Quakers Hill, continúa detenida y comparecería el lunes en Sydney acusada de intento de homicidio. Si se le declara culpable, podría enfrentar una sentencia máxima de 25 años de cárcel.

"La policía afirmará que el bebé, que se cree nació el lunes 17 de noviembre, fue colocado el martes dentro de la alcantarilla", dijo la policía en un comunicado.

La mujer, de nombre Saifale Nai, fue interrogada durante horas y se le llevó brevemente a un hospital antes de que fuera acusada, según la policía.