Mutlu Kaya, una participante de un concurso musical turco, recibió un disparo en la cabeza y se encuentra en estado crítico, según la prensa local.

De acuerdo con la noticia, la joven de 19 años había recibido amenazas de muerte por parte de la familia de su padre, que consideraban incorrecto que ella se dedicara a la música.

Esta mañana las autoridades arrestaron a un sospechoso y a otras tres personas, entre estas, al exnovio de Kaya. Todos fueron trasladados a las instalaciones de la policía.

Kaya fue seleccionada para formar parte del concurso en marzo e incluso, una famosa cantante de pop turca, Sibel Can, le había prometido apoyarla en su carrera musical.

El reporte del diario Hürriyet detalla que ayer en la madrugada una persona entró en el jardín de la casa de la joven y le disparó.

En Turquía, esta clase de ataques son llamados "crímenes de honor", que constan en asesinatos de mujeres jóvenes cometidos por la familia para evitar una conducta "indecente".

Entre 15 y 20% de estos crímenes contra mujeres son por motivos patriarcales y un 66% son cometidos por las parejas, exparejas o pretendientes de las chicas.