Dicen el refrán que todos tienen una segunda oportunidad en la vida. Tal es el caso de la brasileña Raquel de Oliveira, quien pasó, literalmente, de sicaria a escritora.

La mujer de 54 años manifestó al medio británico "BBC" que "la literatura me liberó y me salvó de la locura".

Raquel contó que durante su relación con el narcotráfico asesinó a varias personas, la primera vez a sus 15 años. Según relató, llevaba una entrega de marihuana a un comprador y que este la invitó a fumar con la intención de abusar de ella. Oliveira lo acuchilló. "Lo dejé ahí, muerto", dijo.

De igual forma, la mujer confesó que mató a muchas personas más porque "era el trabajo", y en 1997 dejó todo atrás.

A fin de recuperar su vida, Oliviera tuvo múltiples trabajos, como camarera en un hotel, en restaurantes, como secretaria, entre otros. Pero fue en la literatura donde encontró su vocación.

La brasileña se convirtió en escritora y lleva 10 años en tratamiento para su adicción a la cocaína.

"La literatura me liberó y me salvó de la locura", confesó.

El más reciente libro de la mujer es "La número uno", en el que cuenta su historia y su relación con el narcotraficante Naldo, todo con una mezcla de realidad y ficción.

En la galería de fotos les mostramos cómo los narcotraficantes mexicanos presumen sus lujos en Instagram.