Dice un famoso versículo bíblico: "Y si tu mano derecha te hace pecar, córtala y tírala, porque es mejor que no se vaya todo tu cuerpo al infierno". (lo pueden encontrar en Mateo 5:30).

Un joven chino tomó al pie de la letra el texto citado anteriormente y en vez de cercenar su mano derecha, lo hizo con la izquierda. Y todo, para "curar" su adicción a Internet.

El joven de 19 años, de Nantong, usó un cuchillo de cocina, se salió de la casa de sus padres y se mutiló en un banco público. Sus padres solo dicen que lo que hizo es "inaceptable, pues es un chico inteligente", reportó el periódico británico "The Telegraph".

Los doctores pueden devolverle su mano, pero no se sabe si podrá moverla. El caso de Wang (así se apellida el joven), es uno de los millones que afectan al gigante asiático, en el que se estima que 24 millones de niños ya son adictos a Internet.

Y aunque hay medidas en toda Asia para controlar el acceso a Internet, las cifras muestran que las autoridades tendrán mucho trabajo a la hora de regularizar el acceso a la Web por parte de menores de edad.

En la galería: jóvenes que no deberían tener Internet. Para leer la información, hagan click en "ampliar galería" y luego en "mostrar texto".