Adele Barber fue violada hace 10 años, pero solo hasta ahora se atrevió a narrar lo que le pasó ese día con su agresor: ella le mordió la lengua para "tomar todo el ADN posible del individuo y causarle el mayor dolor posible". Esto lo confesó en el programa "This Morning" de Gran Bretaña.

Ella caminaba en la calle a las 5 de la tarde, cuando un hombre la agarró y la puso contra una cerca. Él la besó y ella le mordió la lengua, pero él parecía disfrutarlo. Entonces ella siguió mordiéndolo más duro hasta que le arrancó un pedazo de lengua y corrió con ella en su boca hasta que llamó a la policía.

Fue asaltada antes. Pero la segunda vez decidió que nadie más la atacaría. Por fortuna, el ADN del agresor sirvió para identificarlo y también para descubrir que violó a otra mujer. Este ahora se encuentra en una unidad psiquiátrica, informó el tabloide Daily Mirror.

En la galería: Invenciones  para que las mujeres no sean atacadas en la calle. Para leer la información, hagan click en "ampliar galería" y luego en "mostrar texto".