Las potencias mundiales no lograron cumplir con el plazo para alcanzar un acuerdo sobre el programa de enriquecimiento nuclear de Irán, por lo que se extenderá hasta finales de junio del próximo año.

Irán se reunió con  Estados Unidos, China, Rusia, Alemania, Francia y Reino Unido en Viena para tratar de llegar a un compromiso formal sobre la fabricación de armas nucleares, pero hasta el momento las conversaciones han sido infructuosas.

Dichas naciones desean que Irán frene su programa de enriquecimiento de uranio a cambio de la flexibilización de las sanciones económicas contra el país.

Según el sitio cityam.com, el Secretario de Relaciones Exteriores del Reino Unido, Philip Hammond dijo que se habían hecho progresos, pero no lo suficiente para establecer una ruta. Por tanto, las seis potencias mundiales reanudarán las conversaciones en diciembre y continuarán durante los próximos siete meses.

Por su parte, John Kerry, Secretario de Estado estadounidense afirmó que se han hecho progresos reales y sustanciales. "Hemos trabajado mucho y muy duro, no sólo durante en estos días, durante meses...  Esto toma tiempo. Hay mucho en juego y los temas son complicados. Cada decisión afecta a otras y sobre todo a la seguridad nacional y los intereses internacionales", subrayó.

Irán es acusado de enriquecimiento de uranio para usarlo en la fabricación de armas nucleares, lo cual niega y afirma que su uso es con fines pacíficos y para el uso de energía en el interior del país.