El Gobierno de Kenia identificó a Mohamed Kuno como el líder del grupo que perpetró un atentado en la Universidad de Garissa en Kenia, que dejó a 147 personas muertas, en su mayoría estudiantes.

Según BBC, Kuno es fue rector de una escuela islámica en Garissa. Asimismo, se detalló que el Gobierno keniano ha establecido una recompensa de 217 mil dólares por su captura.

El atentado fue perpetrado por El Shabab, que según The New York Times es un grupo terrorista asociado a Al-Qaeda. Dicho grupo tiene sede en Somalia y se adjudicó el atentado a través de un mensaje ofrecido en radio.

Al menos 500 estudiantes lograron ser rescatados.

En la galería de arriba encontrarán imágenes de cómo se vivió la tragedia en Kenia.