Según Julien Harneis, representante del Fondo para la Infancia de las Naciones Unidas (Unicef) un tercio de los soldados que combaten en Yemen son niños.

Estamos viendo a los niños en la batalla, en los puntos de control y desgraciadamente, entre los muertos”, denunció el funcionario

El personal de Unicef ha estimado que alrededor del 30 por ciento de los combatientes en los grupos armados son menores de edad, que se ven atraídos por las armas desde muy pequeños.

Unicef también comunicó que hasta la fecha se conoce que han muerto 77 niños en combate y al menos 44 han resultado heridos. Se apunta a que el número real de bajas podría ser mucho mayor.

Además de la violencia, se espera que los altos niveles de desnutrición infantil sigan elevándose, según informes de Unicef.