Este miércoles el Parlamento griego voto sobre las reformas que fueron acordadas por sus socios europeos.

Un total de 228 votaron a favor del nuevo rescate contra a un 64 que no lo apoya y seis que se abstuvieron a votar.

El nuevo acuerdo incluye el aumento de impuestos, reformas hacia las pensiones, recortes de gastos y una liberalización económica.

Por su parte, el primer ministro griego, Alex Tsipras, declaró previamente que se tenían tres opciones sobre el nuevo acuerdo, aceptarlo, lanzar a una quiebra el país o dejar de formar parte de la Eurozona.

A pesar de sus comentarios, funcionario del Gobierno griego informó al periódico británico The Guardian que Alexis Tsipras no renunciará.