Investigadores indonesios afirmaron que no existen evidencias de que la caída del avión de pasajeros de AirAsia obedezca a un acto terrorista.

Un total de 162 personas murieron cuando la aeronave se precipitó, el 28 de diciembre pasado, entre la ciudad indonesia de Surabaya y Singapur.

Los investigadores descartaron el terrorismo después de escuchar las grabaciones de voz de la cabina.

Nurcahyo Utomo, del Comité Nacional de Seguridad en el Transporte, dijo a los medios locales: "No se oía ningún ruido de disparos o explosiones, sólo la voz de los pilotos. Por ahora... podemos eliminar la posibilidad de terrorismo", señaló.
 
El sitio www.news.sky.com, informó que el análisis preliminar sobre el accidente se publique la próxima semana, pero se cree que el reporte completo tarde hasta un año y no incluirá toda la transcripción de voz de cabina.