Dos niños de tres años son el centro de la noticia en Estados Unidos, luego que "cocinaran" a su hermanita de apenas 19 meses de vida.

El hecho ocurrió en Texas, en donde la madre de los pequeños salió con su pareja a comprar pizzas, dejando solos a sus cuatro hijos.

En ese instante, y por causas que se desconocen, uno de los hermanos colocó a la pequeña al interior de un horno, mientras que un segundo menor lo prendió.

Al llegar a la vivienda, la madre se dio cuenta de lo ocurrido y sacó a la niña. Sin embargo, las múltiples quemaduras que sufrió le significaron la muerte.