Las pruebas del carbono 14 que se realizan a tres restos del convento de Santa Úrsula, Italia, revelarán si uno de ellos pertenece a Lisa Gherardini, la modelo a quien Leonardo Da Vinci retrató en la célebre pintura de La Gioconda.

"Si los resultados confirman que los tres restos humanos se remontan al siglo XVI, y que uno de los tres es probable que haya muerto durante un periodo que coincide con la muerte de Gherardini, entonces será posible confirmar, con una muy alta probabilidad, de que hemos encontrado a la Gioconda", aseguró el investigador Silvano Vinceti.

Según el sitio, www.ansa.it,  el científico, —que ha dedicado toda su vida a descubrir el misterio de quién fue la Mona Lisa—, subrayó que, gracias a la evolución de las nuevas tecnologías, con el ADN recuperado de los tres cuerpos se podrá reconstruir el color de  ojos, cabello y piel, y compararla, así, con el célebre retrato de Leonardo Da Vinci, que se exhibe en el Museo del Louvre en París.