Una especie extraña de tiburón fue capturada en Portland al suroeste de Australia.

La criatura, conocida como tiburón peregrino medía aproximadamente seis metros. Según reportes, la última vez que se capturó a un espécimen de este tipo fue en 1930.

El Museo Victoria declaró que esta era la tercera ocasión que se veía a la especie cerca de la región.

Al parecer es la segunda especie más grande en el mundo, después de las ballenas. Puede llegar a medir hasta 12 metros de largo y su alimentación es a base de plancton.

Científicos del Museo Victoria aseguran que este tipo de acontecimientos ayuda a que las investigaciones biológicas avancen, informó el canal australiano “ABC News”.