El gobierno de Bolivia decidió reforzar sus fronteras con Argentina y Chile, con el objetivo de evitar que el narcotraficante mexicano Joaquín “El Chapo” Guzmán entre al territorio.

Esta decisión se tomó después de que se especulara que el delincuente podría estar buscando esconderse en aquellos países.

El viceministro de Defensa Social, Felipe Cáceres, declaró que la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico desplegó un grupo de agentes en las fronteras con los países del sur.

La medida de seguridad se dio a conocer a pesar de que el Secretario de Seguridad argentino, Sergio Berni, declaró el lunes que no hay posibilidad de que el narcotraficante se encuentre en su país, informó “Tele Sur”.

El “Chapo” se escapó el 11 de julio de este año del penal “El Altiplano”, en México, a través de un túnel. Las autoridades continúan buscándolo.