Una posible fuga de amoníaco encendió las alarmas en la sección estadounidense de la Estación Espacial Internacional (EEI) el día de hoy, informaron la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA) de Estados Unidos y la Agencia Espacial de Rusia, Roscosmos.

Fue la Agencia Espacial de Rusia la que en un primer momento informó que había sido una fuga de amoniaco, hecho que no fue confirmado por la NASA. "Siguiendo los procedimientos de seguridad, el equipo de la EEI fue aislado en el segmento ruso mientras los equipos evaluan la situación", publicó la agencia estadounidense en redes sociales.

Actualmente la tripulación de la Estación Espacial Internacional está integrada por seis miembros: Alexander Samokutiáyev, Yelena Serova y Antón Schkáplerov de Rusia; Barry Wilmore y Terry Virts de Estados Unidos y Samantha Cristoforetti de Italia. Ambas agencias han coincidido en informar que ninguno de los integrantes corre peligro.