La arquidiócesis de Saint Paul ubicada en Minnesota, Estados Unidos, fue acusada de cubrir distintos casos de abuso sexual a menores de edad.

Está institución católica fue denunciada por alentar y cubrir el abuso sexual de tres infantes, por parte del exsacerdote a cargo, Curtis Wehmeyer, el cual ya fue condenado a cinco años de prisión, en 2013.

El fiscal del condado de Ramsey, John Choi, declaró seis cargos contra la institución. Cada uno sentencia al cumplimiento de un año de prisión, más la opción de ser multado por tres mil dólares.

Estos no fueron los únicos casos que la arquidiócesis cubrió, al parecer hubo más que la misma institución nunca denuncio.

Un miembro de la institución católica tendrá que asistir a la corte el 12 de junio para contestar a la denuncia hecha, informó el canal estadounidense “CNN”.